Consejos para preparar el MIR

Es esta una pregunta que se plantea con mucha frecuencia, tanto durante la preparación del MIR como durante el curso: ¿Cuántas horas de estudio son las óptimas para sacar un buen número en el MIR? Veremos a continuación que no hay una única respuesta.

Un aspecto que usualmente se tiene poco en cuenta al responder a esta pregunta, es la variabilidad de cada opositor. La eficiencia de estudio de cada uno es diferente, no es lo mismo el que estudia sin mirar dispositivos electrónicos, con pausas breves y pocas distracciones, que el que hace todo lo contrario.

Existen opositores que pueden tener problemas con el idioma o con la lectura rápida, que igual necesitarán más tiempo y mayor atención a la técnica de examen, y aquellos que ya estén repitiendo el MIR y conozcan la metodología a la perfección. Todos estos factores influyen y deben tenerse en cuenta para matizar los tiempos que daremos a continuación.

El principal determinante del tiempo de estudio necesario para el MIR es la etapa del estudio en la que nos encontremos:

  • La primera etapa comienza en muchos casos cuando los estudiantes aún están cursando el 6º curso de la carrera, y es por tanto la menos exigente de toda la preparación. Lo primero siempre es terminar la carrera, por lo que el MIR pasa a un segundo plano, requiriendo aproximadamente 5 horas de estudio semanales.
  • La siguiente etapa, la primera en caso de los cursos intensivos, comprende el periodo desde que termina la carrera hasta que restan pocos meses para el examen. En este caso la dedicación a la preparación es completa y por tanto la exigencia es mayor. En general, el número de horas de estudio diarias en esta fase varía entre 8 a 10 horas de estudio de lunes a sábado.
  • Por último, encontramos la etapa final de estudio, en la cual el número de horas es variable en función de las necesidades de cada alumno, pero en todo caso no debe ser inferior a las horas dedicadas en la etapa previa. Es muy importante destacar que el domingo no se debe estudiar salvo que la programación así lo indique: los descansos son tan importantes en el MIR como el trabajo diario, y sería un error subestimar su importancia.

Por suerte durante la preparación no estás solo: si en cualquier momento tienes dudas sobre tus horas de estudio o tu eficiencia lo mejor es que contactes con tu tutor, que te orientará en función de tus circunstancias.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Publicar comentario